Skip to content

Abogado de Chicago especializado en negligencias médicas

A diario, la gente pone su vida en manos de los médicos. Esto es lógico y razonable, puesto que los profesionales de la salud tienen el deber juramentado de proporcionar tratamientos adecuados, seguros y éticos. Por desgracia, hay casos en que esto no es así: son lo que se conoce como negligencias médicas. Se calcula que hasta 250.000 personas al año son víctimas de negligencia médica en Estados Unidos, y hasta 100.000 mueren anualmente como consecuencia de errores médicos evitables. Sin embargo, menos de la mitad del 1% de los médicos del país se enfrentan a sanciones estatales severas cada año.

¿Qué es la negligencia médica?

La negligencia médica es una mala práctica profesional (por acción u omisión) por parte de un proveedor de servicios médicos, que proporciona un tratamiento por debajo del nivel mínimo aceptado en la comunidad médica, provocando lesiones o la muerte al paciente. Aunque la negligencia está detrás de la mayoría de los casos de mala práctica médica, no todos los infortunios ocurridos en un hospital o consultorio médico son un caso de negligencia. Se trata de un ámbito muy complejo del derecho, y es importante consultar con un abogado de Chicago con experiencia en casos de negligencia médica tan pronto como sea posible para saber si tiene derecho a demandar.

Los casos de negligencia médica no solo atañen a los médicos: puede atribuirse negligencia a cualquier proveedor de servicios médicos, como un terapeuta, enfermero o dentista. Entre los casos más comunes de negligencia médica se encuentran:

  • Errores quirúrgicos, tales como cirugía en sitio erróneo, cuando el médico opera una parte del cuerpo equivocada, junto con el uso de herramientas insalubres o el cierre de una herida con un dispositivo médico aún dentro del paciente.
  • Lesiones de nacimiento, que se cuentan entre los casos más trágicos de negligencia médica, ya que afectan a recién nacidos. Se puede producir negligencia si el médico o enfermero no advierten signos de sufrimiento y no intervienen a tiempo. Las lesiones cerebrales, los daños en los nervios y la parálisis cerebral son las lesiones de nacimiento más comunes, que pueden causar problemas de salud crónicos en el niño.
  • Errores en la medicación, que pueden ocurrir si el médico receta un medicamento o dosis equivocados o no lee el historial del paciente y pasa por alto una alergia grave a los fármacos. Los farmacéuticos también pueden cometer negligencia si despachan un medicamento distinto del recetado.
  • Negligencia médica en una residencia de ancianos, incluidos los casos de caídas, abuso físico o sexual, desnutrición, errores en la medicación, sepsis, úlceras de decúbito y obstrucción de los tubos respiratorios.
  • Falta de diagnóstico, que ocurre cuando un médico elabora un historial clínico incompleto o ignora los síntomas de una afección de salud grave, como puede ser un cáncer.
  • Diagnóstico tardío o incorrecto, que resulta ser tan grave como la falta de diagnóstico para miles de pacientes que sufren las consecuencias de los errores en el diagnóstico de accidentes cerebrovasculares, cáncer u otras afecciones graves. Un diagnóstico tardío o incorrecto puede perjudicar al paciente al permitir que el problema empeore, o si el tratamiento prescrito resulta nocivo.
  • Falta de consentimiento informado, pues todo paciente tiene derecho a conocer sus opciones antes de aceptar un tratamiento no urgente.

Muy pocos errores médicos se traducen en demandas por negligencia. De hecho, según un estudio de Harvard, solo se interpone una demanda por negligencia por cada 7,6 lesiones hospitalarias. Sin embargo, se calcula que el coste para la sociedad en términos de discapacidad y coste de la atención sanitaria, pérdida de ingresos, pérdida de producción doméstica, así como los gastos personales del cuidado como resultado de los errores médicos es de entre 17.000 y 29.000 millones de dólares.

Cómo pueden ayudarle nuestros abogados de Chicago expertos en negligencias médicas

Es fundamental que hable con un abogado de Chicago con experiencia en casos de negligencia médica lo antes posible después de haber sufrido daños. Muchas personas no son conscientes de que tienen base legal para una demanda y pierden la oportunidad de obtener justicia y recibir una indemnización para cubrir la pérdida de ingresos, los gastos médicos, y el dolor y sufrimiento, entre otros.

En Mike Agruss Law, entendemos lo difícil que es para las víctimas y sus familiares recuperarse de una negligencia médica. Nos serviremos de nuestra experiencia para evaluar su caso, investigar los hechos, determinar quién es responsable, obtener testimonios de expertos médicos y tratar con las compañías de seguros. Si es necesario, prepararemos un caso convincente para el tribunal y lucharemos en su nombre para garantizar que obtiene la indemnización que necesita y merece.

Si ha sufrido daños por la negligencia de un médico, enfermero, hospital o cualquier otro proveedor de servicios médicos, póngase en contacto con Mike Agruss Law, para una consulta gratuita. Somos un bufete de abogados de Chicago con experiencia en lesiones personales, dedicados a representar a individuos y familias que han sufrido por la negligencia de un profesional de la salud. En Mike Agruss Law, nos ocuparemos de su caso rápidamente, ofreciéndole asesoramiento durante todo el proceso, y no dudaremos en llevar su caso a juicio.

Por último, en Mike Agruss Law, no le cobraremos honorarios de abogados a menos que ganemos su caso. Nuestro compromiso de cobrar solo en caso de éxito es así de sencillo. De este modo, contratar nuestro bufete no conlleva ningún riesgo para usted: solo la oportunidad de obtener justicia.

Submitted Comments

No Comments submitted yet. Sharing your story will help others!

We are listening

We will respond to you at lightning speed. All of your information will be kept confidential.

Form successfully submitted!